LG UltraGear 38GL950G, monitor NANO IPS 4K de 37,5 pulgadas

El LG UltraGear 38GL950G se trata de un monitor tope de gama por sus características técnicas. Estamos hablando de que usa un panel Nano IPS (curvo) de 10 bits y 37,5 pulgadas, lo que básicamente es un IPS pero con un tiempo de respuesta y un input lag mejorado. Por ello, puede hacer alarde de disponer de 1 milisegundo de tiempo de respuesta GtG.

Sus 37,5 pulgadas están representadas en una resolución de 3840×1600 pixeles, siendo 4K por sus pixeles horizontales, pero no 4K como el “estandar” que conocemos habitualmente. El formato de pantalla es, por tanto, de 21:9; más ancho que el habitual 16:9, un UltraWide QHD.

En cuanto a la tasa de refresco tampoco se queda corto, pues tiene 144Hz nativos capaces de realizar overclock hasta los 175Hz. Su luminosidad máxima es de 450 nits (HDR400), y cubre el 98% del espacio de color DCI-P3. A esto se le acompaña la tecnología NVIDIA G-SYNC Ultimate.

En cuanto a las conexiones, tiene (1) Displayport 1.4, (1) HDMI 2.0, (2) USB 3.0 y el conector para auriculares Jack 3,5mm. Además incorpora un soporte para el cable del ratón.

Imagen posterior del monitor LG UltraGear 38GL950G

Es compatible con soportes VESA 100x100m y se puede ajustar tanto en altura como inclinación.

También en la parte posterior, dispone de un sistema de iluminación LED RGB en forma de anillo para crear un ambiente gaming que está sincronizado con el sonido o el vídeo que se está reproduciendo.

Otras características Gaming del monitor LG UltraGear 38GL950G

  • Estabilizador de negros.
  • Cruceta para juegos shooter.
  • Libre de parpadeos.
  • Modo lectura.
  • Calibrador de color.
  • Contador de FPS.

Precio y disponibilidad

La buena noticia es que ya está disponible en Europa y lo puedes tener en casa cuando quieras. La mala noticia es que cuesta 2000 euros debido a su tamaño y a la tecnología que incorpora.

Conclusiones del monitor

Si bien es un monitor fantástico, hay personas que necesitan que el monitor venga con altavoces y conector USB tipo C, además de que HDR 400 se puede quedar corto para una pantalla de este precio, aunque el brillo es estupendo.

Se trata de un monitor que goza de la calidad visual del 4K pero que su rendimiento es como el de un monitor de 1080P (en cuanto a frames por segundo hablamos), esto combinado con la sincronización de imagen del modulo G-Sync Ultimate que incorpora, hará las delicias de cualquier gamer entusiasta que disponga de una buena tarjeta gráfica. Y hablamos de una 2080 o 2080 Ti.