Cómo solucionar los tirones con doble monitor de alta tasa de refresco mientras jugamos

Los tirones con doble monitor se producen por una mala gestión de dos ventanas distintas; y se siente como una situación similar a cuando tenemos lag. Esto se convierte en un problema muy grave cuando jugamos juegos competitivos. Por ejemplo en el League of Legends o CS:GO, donde desposicionarse por un segundo supone perder la partida.

Hasta el día de hoy, no existía una solución real al problema. Si alguna vez has tenido una setup de doble monitor, digamos 144Hz y 60Hz, cualquier movimiento en la ventana del monitor de 60Hz significa una interferencia. Por tanto, aparecen unos tirones en la pantalla principal que no desaparece hasta que el segundo monitor queda inactivo.

Tirones con doble monitor mientras jugamos

Vamos a ver los diferentes casos donde este problema está presente. Analizaremos tu caso, y explicaremos y daremos la solución al final del artículo con todo detalle.

Jugar a 240HZ con un segundo monitor a 60Hz

En este caso la diferencia entre ambos monitores es muy grande. El monitor principal está actualizándose 240 veces por segundo para mostrar 240FPS. Por otro lado, el monitor secundario está funcionando a 60Hz y mostrando 60 imágenes por segundo.

Esta combinación de monitores, en juegos produce tirones o lag ya que hay mucha diferencia entre el ratio de tasa de actualización de la pantalla. Estamos hablando que el ratio es 4 veces mayor (240/60=4). De vez en cuando, cuando la gráfica trata de enviar una señal “con 240FPS” al monitor con un panel de 240Hz, se produce una interferencia. Esta interferencia es causada por la información que lleva “60FPS” y que está pidiendo el segundo monitor de 60Hz.

Jugar a 240HZ con un segundo monitor a 144Hz

En este ejemplo la diferencia es mucho más pequeña con un ratio de 1.66, pero mientras jugamos sigue presentándose el mismo problema. Necesita enviar una señal con 240 imágenes al monitor principal, y una señal con 144 imágenes al monitor secundario. Existe una desincronización igualmente.

Jugar a 144Hz con un segundo monitor a 60Hz

En este caso la diferencia entre los monitores es algo mayor que el ejemplo anterior. Tenemos un ratio de 2.4, pero aún así la tasa de refresco no es la misma y se producen tirones. Un monitor requiere una señal “con 144 imágenes por segundo”, mientras que el segundo monitor necesita una señal “con 60 imágenes por segundo”. La interferencia sigue presente.

Puede que te interese: Los monitores 144Hz más baratos

¿Cuándo se produce este problema usando doble monitor?

Esta interferencia es muy común entre los streamers de juegos competitivos como League of Legends, CS:GO, etc. Utilizan un monitor de 240Hz o de 144Hz para jugar al máximo rendimiento en los juegos tipo eSports. Al mismo tiempo, tienen un segundo monitor con menor tasa de refresco para leer el chat de Twitch o Youtube; o incluso por tener la aplicación OBS desde el que retransmiten sus partidas.

A estas alturas ya debes saber cuándo ocurre este problema. Esto sucede siempre y cuando nuestros monitores no compartan la misma tasa de actualización o tasa de refresco. Dicho de otra manera, siempre y cuando los hercios (Hz) que usan nuestros monitores no sea la misma. Pero, también se produce en otra ocasión muy peculiar donde no hay dos monitores, ¿Cuál puede ser?. Si estás intrigado, sigue leyendo.

Origen del problema al jugar con dos monitores

Después de lo que hemos visto parece claro que el problema radica en la tarjeta gráfica, pues no es capaz de gestionar dos señales distintas a monitores con diferente tasa de refresco, ¿verdad? ¡Pues no es así! Volviendo a la pregunta anterior, ¿de qué otra manera sin usar dos monitores se producen estos tirones?

Pues resulta que si tienes un solo monitor, y estás jugando en modo ventana, y al mismo tiempo tienes otra ventana en segundo plano, también se produce este problema de desincronización de fotogramas. Resulta que el DWM (Dynamic Windows manager), el Controlador de Ventanas de Windows no gestiona correctamente dos señales hacia dos ventanas con diferentes tasas de refresco. Es decir, el problema es Windows.

Solución al problema los tirones con doble monitor

Desde hace más de 10 años esperando a que alguien solucionase este problema que todos nosotros estábamos experimentando, no ha sido hasta el año 2020 que Windows, por fin, ha decidido afrontar el problema y solucionarlo.

Causa del problema

El problema radica en el Controlador de Ventanas de Windows, el cual gestiona la composición de nuestra pantalla, y compone ambas pantallas a la vez en vez de hacerlo individualmente para cada monitor. Debido a esto, el monitor con una tasa de refresco más alto, ya sea 240Hz o 144Hz, es arrastrado por el ratio de tasa de refresco del monitor con menos hercios causando tirones o lag saltándose fotogramas.

El usuario de Reddit “loopy750” subió un vídeo demostrando la sincronización de pantalla de dos monitores mientras se usa Windows 10 versión 1909 y Windows 10 versión 2004 (19041.2004). En este vídeo (que hemos subido a nuestra cuenta de Instagram y Twitter) podemos ver cómo se está ejecutando el Blur Buster’s Test UFO en un monitor 144Hz (a la izquierda de la pantalla), y se produce la desincronización cuando simplemente se mueve el Explorar de Windows en el escritorio del monitor de 60Hz (el ejemplo de abajo), únicamente en la versión 1909 de Windows 10.

En Windows 10 versión 2004, por otro lado, el movimiento del Explorador de Windows en el escritorio del monitor de 60Hz parece no producir ninguna interferencia ni salto de frames en el monitor 144Hz principal, lo que sugiere que Windows 10 por fin ha podido solucionar este problema de tirones con doble monitor que presenta el Controlador de Ventanas de Windows desde que se introdujo en Windows 8.

¿Cómo solucionarlo?

La nueva versión de Windows 10 2004, que ya se puede descargar desde la aplicación Windows Update de tu sistema, parece solucionar el problema. Sin embargo, no lo soluciona del todo para los usuarios con monitores de 240Hz y un monitor 60Hz secundario. Por ejemplo, para estos usuarios, esta versión de Windows 10 2004, el monitor de 240Hz tiene que ser reducido a 180Hz cuando se usa junto con un monitor 60Hz. Dicho de otra manera, este arreglo solo funciona hasta una tasa de actualización de hasta 3 veces más alta que el monitor de hercios más bajo.

Cómo configurar tus monitores

En este sentido, la actualización de Windows 10 2004 solo funciona en estas configuraciones.

  • Monitor 144Hz y monitor 60Hz (ratio 2.4)
  • Monitor 240Hz y monitor 144Hz (ratio 1.66)
  • Monitor 240Hz y monitor 60Hz (ratio 4) sólo si reducimos el primero a 180Hz (ratio 3)

Conclusión

En conclusión, la mejora en el Controlador de Ventanas de Windows es una muy buena noticia para los streamers de Twitch y Youtube que por fin verán los problemas de los tirones con doble monitor solucionados mientras juegan en un monitor de alta tasa de refresco mientras hacen streaming en su monitor de baja tasa de refresco. Y para todos aquellos usuarios que disfrutan jugando mientras ven una serie o un streaming.

De todos modos, estamos seguros que Windows ya está trabajando en este sentido ya que los monitores 240Hz, e incluso los monitores 360Hz, han venido para quedarse. Aunque solo esperamos que no tarden el mismo tiempo en solucionarlo como han tardado en sacar este fix.

Un dato a destacar es que deberás tener también los últimos drivers de tu procesador de Intel o AMD, y también de tu tarjeta gráfica NVIDIA o AMD.

vía: loopy750 en Reddit

Si quieres conocer más sobre este tipo de monitores, visita nuestra guía de monitores de alta tasa de refresco.